PUBLICIDAD 728x90_Combinados_Cuba: Habana y Varadero

 

El Parque Nacional de Guanahacabibes es famoso por ser el punto más occidental de Cuba y uno de los mejores preservados de la presencia humana. Esta península – perteneciente a la provincia cubana de Pinar del Río – es, además, uno de los destinos de naturaleza más importantes de Cuba y Reserva de la Biosfera de la UNESCO.

Ostenta esta condición, entre otras razones, por el inigualable atractivo de sus paisajes, lo que la convierte en un verdadero paraíso natural. ¿Te gustaría conocer algunos de los secretos de Guanahacabibes? Continúa leyendo pues pretendo abordarlos uno por uno.

1. Guanahacabibes se sitúa en el extremo occidental de Cuba, por lo que sus costas se encuentran en el Mar Caribe. Dentro de esta Reserva de la Biosfera se encuentran dos zonas de Reservas Naturales: El Veral y Cabo Corriente.

2. Esta área preserva cerca de 140 sitios arqueológicos relacionados con la vida de los aborígenes, conocidos en la zona como Guanahatabeyes, ya que se trata de uno de los últimos refugios de los primeros pobladores de Cuba que huían de los españoles.

 

Une publication partagée par Bazilic (@zoe_bazilic) le

3. En el Parque Nacional de Guanahacabibes existen unas quince playas casi vírgenes que nos hacen sentir los conquistadores del Nuevo Mundo. Las más conocidas son María la Gorda, Punta Colorada, Las Tumbas y Playa Francés. En cinco de ellas está prevista la construcción de unas 1800 habitaciones para el desarrollo turístico de esta zona casi virgen.

4. Desde abril del 2018, ha comenzado en Guanahacabibes un nuevo megaproyecto de golf y negocio inmobiliario de lujo a cargo de la compañía española La Playa Golf & Resorts: Punta Colorada Cuba.

5. Este paraíso es el habitad natural de cientos de especies de animales que solo podrás admirar aquí. Como ejemplo, podemos señalar las poblaciones de jutías, iguanas, puercos jíbaros, venados y especies de ganado autóctono de la zona que habitan sus bosques tropicales.

6. Otro atractivo inigualable de Guanahacabibes, son las más de 150 especies de aves pertenecientes a 42 familias, de las cuales 11 son endémicas y 84 migratorias.

7. Este territorio occidental cubano es uno de los mayores corredores de aves migratorias en el Caribe. Apreciarlas en pleno vuelo, es una experiencia sin par. Existen varias torres habilitadas para que los viajeros puedan ser testigos de un verdadero espectáculo de vida y color. Gavilanes, cernícalos, halcones, bijiritas, diversidad de patos y garzas, los flamencos rosados, el coco blanco, rabihorcados y pelícanos pardos son algunas de los ejemplares que encontrarás.

8. Dentro de las habitantes permanentes de la zona, resaltan las 11 especies endémicas como es el caso del Zunzún cubano (el pájaro más pequeño del planeta), la Paloma perdiz, el Tocororo, el Carpintero verde, las Cotorras, la Cartacuba, el Zorzal y el Sijú platanero.

9. Peculiar resulta la presencia de distintas especies de tortugas marinas en esta Reserva de la biosfera. Diversos expertos consideran que 4 de las 7 especies de tortugas marinas que habitan en el planeta, han sobrevivido en Guanahacabibes, y no solo eso, sino que también son casi las dueñas del lugar.

10. Entre los meses de mayo y septiembre, llegan a las costas de esta península tortugas y caguamas para desovar en las dunas, pues toda la costa sur de la península, desde Cabo Corrientes hasta El Cajón, alberga las mejores playas arenosas del área y, probablemente, unas de las mejores del mundo.

11. En esta época, podrás presenciar este bello suceso acompañado de guías en un recorrido por 9 playas de noche, especialmente Playa La Barca, ver como anidan y, luego de 45 días, nacen las crías de la Tortuga verde, el Carey y la Caguama.

12. Su flora también es rica y digna de admirar. Manglares y bosques vírgenes cautivan al recién llegado, con cientos de especies vegetales, 17 de las cuales son endémicas.

13. Aquí podrás observar desde plantas con flores hasta árboles imponentes como el Ébano carbonero, la Yarúa, la Caoba, el Roble, la Majagua, además de la Palma thrinax, el Almácigo, el Jagüey, entre otros.

Ahora ya conoces los secretos mejores guardados del Parque Nacional de Guanahacabibes. Sin embargo, considero que lo mejor de Guanahacabibes son sus tesoros submarinos. Con esto me refiero, por supuesto, a los arrecifes de coral que poseen sus costas.

Se trata de ecosistemas muy bien conservados, fondos marinos excepcionales con arrecifes coralinos y cavernas llenas de peces, morenas, loros, pargos, chernas, langostas, gorgóneas, abanicos, caracoles, corales de fuego y la mayor reserva de coral negro en el Caribe.

Guanahacabibes es, sin dudas, una delicia caribeña que nunca te arrepentirás de visitar y que seguramente pasará a ser parte, desde ya, de la “Reserva Universal de tus Recuerdos”.

Comentarios de viajeros